Diagnóstico de la apnea del sueño como lucha contra el absentismo laboral y prevención de riesgos laborales

Diagnóstico de la apnea del sueño como lucha contra el absentismo laboral y prevención de riesgos laborales

Diagnóstico de la apnea del sueño como lucha contra el absentismo laboral y prevención de riesgos laborales

Aunque es complicado establecer un número real de personas que sufren apnea del sueño, lo cierto es que los estudios apuntan a que se trata de una patología mucho más común de lo que se piensa, tanto, que podría afectar hasta a un 25% de la población adulta. Y su detección es esencial por muchos motivos, entre ellos, evitar el absentismo laboral y trabajar en la mejora de los protocolos de prevención de riesgos laborales.

Cómo afecta la apnea en el ámbito laboral

La apnea del sueño es un problema de salud complejo que puede tener manifestaciones en muchos aspectos de la vida cotidiana y consecuencias en la salud de la persona. Por un lado, provoca fatiga, irritabilidad y falta de atención por falta de un descanso reparador. Por otro, eleva el riesgo de sufrir hipertensión, problemas cardíacos y disfunciones metabólicas.

Aunque el segundo grupo de efectos se relaciona directamente con el estado de salud, estos tendrían un reflejo indirecto en el ámbito laboral. Son esas primeras manifestaciones de la apnea del sueño las que tendrían una repercusión más directa en el trabajo.

La primera gran consecuencia sería que padecer apnea del sueño duplica el riesgo de absentismo laboral. De hecho, algunas investigaciones apuntan a que personas que sufren esta patología presentan no solo un mayor número de bajas, sino que estas serían más prolongadas. En muchos casos, incluso, se trataría de bajas laborales superiores a los 30 días.

Por otra parte, en el mejor de los casos, la apnea del sueño provoca un bajo rendimiento laboral. Sin embargo, en profesiones en las que la falta de atención y concentración pueden ser letales, se eleva de manera notable el riesgo de sufrir accidentes laborales. Es el caso de conductores, de personas que trabajan con maquinaria o de empleados que desarrollan su labor en altura o con materiales peligrosos.

La importancia del diagnóstico

Lo más preocupante es que algunos estudios alertan de que hasta un 80 % de las personas que padecen apnea del sueño no habría sido todavía diagnosticada y, por lo tanto, tampoco dispondría de tratamiento para luchar contra sus síntomas y sus consecuencias.

Por todo ello, no son pocos los expertos que apuntan a la necesidad de realizar análisis a los trabajadores para detectar y tratar todos los casos de apnea del sueño. Incluir estos estudios en los protocolos de prevención de riesgos laborales, sobre todo en ciertas profesiones, supondría un factor de reducción del absentismo y de la siniestralidad laboral.

Se puede mejorar la calidad de vida

El diagnóstico es, por tanto, esencial. Hoy en día existen tratamientos muy eficaces para evitar la apnea del sueño. Tratamientos a los que puede someterse cualquier persona siempre bajo estricta vigilancia médica, pero que reducen considerablemente las consecuencias de esta patología.

Mejorar la calidad de vida del paciente con apnea del sueño es posible y es sencillo una vez que hay un diagnóstico preciso. Y, en el caso de la actividad laboral, puede tener una significativa repercusión, tanto para el trabajador como para la empresa.

Por un lado, evitar la falta de concentración y fatiga que provoca la apnea del sueño hace que la persona sea más eficiente y que mejore tanto su satisfacción personal como la del empleador. Por otro, habría que añadir la reducción del riesgo de accidentes que pueden dejar graves secuelas o que incluso pueden llegar a ser mortales.

Sea cual sea el caso, lo que parece cierto es que invertir en la detección de la apnea del sueño será siempre una buena inversión. Para el trabajador, siempre, pero también para la propia empresa.

En CPAP somos especialistas en el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de pacientes con apnea del sueño. Nuestro objetivo es ayudarles a mejorar su salud y su calidad de vida, y ello, a su vez, tendrá un claro reflejo en su actividad profesional.

 

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *