Qué son los ritmos circadianos y cómo afectan a nuestro sueño

Qué son los ritmos circadianos y cómo afectan a nuestro sueño

A diferencia de otros términos como biorritmo que se incluirían dentro de las denominadas pseudociencias, los ritmos circadianos están evidenciados a nivel científico y, en biología, están implicados en las variables biológicas que intervienen en el ciclo entre el suelo y la vigilia. Según esta ciencia, todos los seres vivos de este planeta cuentan con esta variación de ritmo que implica un incremento o descenso de la tasa metabólica a lo largo del día así como alteraciones en la producción de calor.

Los ritmos circadianos se establecen en tiempos que varían de una persona a otra a lo largo de entre 20 y 28 horas. Estos ciclos están definidos por la temperatura o por la luz. Estos ciclos no son externos sino que son endógenos, propios de cada organismo y no respetar los ritmos circadianos puede acarrear numerosos problemas de salud. Te explicamos cuales son las principales características y cómo afectan al sueño.

Características de los ritmos circadianos?

  • A pesar de que los aspectos externos pueden alterarlos, los ritmos circadianos dependen del organismo y no varían a lo largo de los años.
  • Los seres humanos entran dentro de los animales diurnos aunque lo cierto es que se ha descubierto que hay personas con el ritmo circadiano ligeramente más nocturno. Esto encajaría con el hecho de que los animales nocturnos tienen ritmos inferiores a las 24 horas mientras que los diurnos los tienen superiores. No obstante, se han realizado estudios en los que se establecen las 25 horas como el tiempo ideal.
  • La luz brillante y luz azul proveniente de las pantallas del ordenador o de otros dispositivos electrónicos pueden alterar el ritmo circadiano. Esto se constata perfectamente en las alteraciones de sueño que se viven en los países en los que hay inviernos con pocas horas de luz y veranos con demasiadas.
  • Algunos desórdenes neurológicos o psiquiátricos están asociados con ritmos circadianos irregulares, como es el trastorno bipolar. También el alcohol o el jet lag pueden causar una alteración en estos ritmos.
  • Del mismo modo, se ha constatado que una alteración en los ritmos circadianos puede traer consigo un incremento de las posibilidades de padecer enfermedades cardiovasculares.

Cómo afectan a nuestro sueño los ritmos circadianos

El trastorno que genera una alteración en los ritmos circadianos tiene que ver con los trastornos del sueño en el trabajador nocturno, el síndrome del cambio rápido de zona horario o Jet lag, el síndrome del adelanto de la fase de sueño, síndrome de retraso de la fase de sueño y síndrome del patrón irregular de sueño – vigilia.

Mientras que lo socialmente aceptado es despertar a las 8 de la mañana, por norma general, y acostarse a partir de las 20-22 horas, las personas que tienen un trastorno del sueño adelantado, se sentirían cansadas  a partir de las 18 horas. Aquellos que el patrón de sueño lo tienen atrasado, se irían a dormir naturalmente entre las 2 y las 6 de la mañana y se despertarían entre las 11 y las 13 horas.

Los trastornos entre los ritmos circadianos propios y los socialmente aceptables pueden ocasionar una serie de problemas a corto plazo (somnolencia diurna, desorientación, insomnio y sueño no reparador) y a largo plazo (enfermedades del hígado o del corazón). Por ello resulta fundamental detectar cuanto antes las posibles alteraciones en le ciclo entre vigilia y sueño ya que es común  que quienes lo padezcan se encuentren con una pérdida de energía enorme en comparación con aquellas personas que tienen ciclos del sueño regulares.

 

Se recomienda, por tanto, tratar cualquier trastorno del sueño para que los ritmos circadianos se mantengan estables y la calidad de vida mejore a largo plazo.

Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *