Estiramientos antes de dormir para combatir el dolor de espalda

Estiramientos antes de dormir para combatir el dolor de espalda

Un dolor de espalda continuado puede mermar la calidad de tu sueño y en general de tu vida. Ante episodios esporádicos de dolores de espalda te proponemos estos estiramientos para así, a su vez, prevenir su aparición y mejorar la calidad de tu descanso.

Una buena salud en tu espalda es fundamental. Sobre ella cargamos diariamente la tensión acumulada de nuestro cuerpo y por ello es preciso que ésta descanse en las mejores condiciones.

Pero también nosotros podemos ayudarla con unos mínimos ejercicios que realizar antes de irnos a dormir. No solo te sentirás mejor, sino que además prevendrás la oxidación de tus articulaciones y aumentarás así su flexibilidad. Con estos estiramientos evitarás posibles dolores de espalda.

Opta por comprar una esterilla o usa una alfombra segura y ¡adelante!

Postura del niño

Se trata de una de las posturas más utilizadas a la hora de hacer yoga y que te vendrá genial para evitar problemas de espalda. Lograrás estirar de forma suave la musculatura de la espalda baja.

Tan solo debes ponerte de rodillas en el suelo y las manos apoyadas a la altura de los hombros. Poco a poco desplaza las calderas hacia atrás y quédate sentado sobre tus talones. Baja el pecho y la cabeza al suelo y quédate con los brazos estirados al frente y las palmas abiertas sobre el suelo.

Postura del gato y la vaca

Con esta postura moverás tu espalda para todos lados con lo que harás un ejercicio que la musculatura te agradecerá. Empezamos con manos y rodillas en el suelo. Las manos bajo los hombros y las rodillas bajo las caderas. Después redondea tu espalda como si fueses un gato cuando se estira estirando por tanto la espalda media y la zona entre las escápulas. Mantén esta postura durante cinco segundo y relaja la espalda dejando caer tu estómago hacia el suelo.

Postura del giro

El objetivo de esta postura es estirar tu espalda baja, una de las partes que más sufre, y los glúteos. Puedes empezar tumbado en el suelo con las rodillas flexionadas y los pies planos en el suelo pero ojo, los brazos están estirados a ambos lados del cuerpo en posición T. Con las rodillas juntas, déjalas caer a un lado, asegurándote de que los hombros siguen pegados al suelo. Permanece así como 20 o 30 segundos y cambia al otro lado

Postura rodillas al pecho

Esta postura es muy fácil de hacer y muy beneficiosa para tu esqueleto. Deberás tumbarte en el suelo con las rodillas flexionadas y los pies planos. Ahora coge tus rodillas con las manos y muévelas hacia el pecho ayudándote con las manos y manteniendo la espalda siempre pegada al suelo. Aguanta al menos veinte segundos.

Postura de la pelvis

El dolor de espalda puede llegar a paralizar tu pelvis, ¿cómo relajarla? Túmbate con las rodillas flexionadas y los pies planos en el suelo. Siéntate sintiendo una ligera curva en la zona, de forma que puedes introducir una mano entre la espalda y el suelo. Suavemente inclina la pelvis hacia arriba, de forma que toda la espalda se apoye en el suelo.

¿Cuál elijes? recuerda que son posturas ideales para dolencias concretas y episódicas, si sufren dolores más fuertes y/o continuados debes acudir a un especialista a que realice una revisión más a fondo.

En nuestro blog también te enseñamos a diferenciar migraña, de falta de descanso, tan solo debes hacer leer el artículo AQUÍ.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *