Qué tener en cuenta si tenemos un familiar sonámbulo

Qué tener en cuenta si tenemos un familiar sonámbulo

En primer lugar, cabe la pena señalar que la mayoría de las personas que caminan sonámbulas por la noche se encuentran perfectamente sanas. La mayoría de las veces, este trastorno, llamado formalmente sonambulismo, es el resultado de dormir muy poco, tener demasiado estrés o una combinación peligrosa de ambas.

El sonambulismo puede ser desconcertante para los miembros de la unidad familiar, sin mencionar que es potencialmente peligroso para las personas que realmente lo sufren, entonces, ¿cómo detener a una persona sonámbula en seco y reducir la probabilidad de que vuelva a hacerlo en el futuro? la tarea es complicada…

Porqué la gente camina dormida

En películas o programas de televisión, el sonambulismo a menudo aparece como algo gracioso y pintoresco pero en la vida real, esto no es para nada así. Curiosamente, la causa más común de sonambulismo es la falta de sueño o un horario de sueño bastante errático. El estrés, ciertas enfermedades y algunas afecciones subyacentes que a menudo afectan el sueño también pueden influir en la persona sonámbula.

En los niños, el sonambulismo suele ser provocado por síntomas provocados por un cambio en la rutina. Estos pueden incluir:

  • Sentirse cansado o no dormir lo suficiente
  • Tener un horario de sueño irregular
  • Entorno de sueño ruidoso / diferente
  • Fiebre o enfermedad
  • Estrés
  • Ciertos medicamentos (como estimulantes o antihistamínicos)
  • Ir a dormir con la vejiga llena

Esos mismos problemas a menudo también pueden llevar al sonambulismo en los adultos. Pero a menudo, el sonambulismo puede ser provocado por una afección subyacente que interfiere con la calidad del sueño, como:

  • Respiración alterada por el sueño, como apnea del sueño
  • Narcolepsia
  • Síndrome de la pierna inquieta
  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE)
  • Migrañas
  • Hipertiroidismo
  • Heridas en la cabeza
  • Como consecuencia de un golpe
  • Viajar

¿Es común el sonambulismo?

Los niños son mucho más propensos a caminar dormidos que los adultos. De hecho, el sonambulismo se considera una parte bastante normal del desarrollo infantil. En total, afecta a cerca del 20% de los niños, muchos de ellos entre los ocho y los doce años, según la Academia Estadounidense de Medicina del Sueño.

Pero no todos los jóvenes corren el mismo riesgo: como era de esperar, los niños cuyos padres son sonámbulos son más propensos a serlos ellos también. Aun así, la mayoría de los sonámbulos jóvenes tienden a superar el hábito cuando son adolescentes. Este fenómeno también afecta aproximadamente al 4% de los adultos, que experimentan sonambulismo en algún momento u otro de su vida.

¿Cuándo sucede el sonambulismo?

Cada sonámbulo tiene sus propios patrones de conducta. Por lo general, el sonambulismo ocurre una o dos horas después de quedarse dormido. Un ciclo de sueño normal comienza cuando una persona se siente somnolienta y avanza hasta el sueño profundo.

El sonambulismo generalmente ocurre durante las etapas 3 o 4 del sueño, cuando una persona está en sueño profundo. Contrariamente a la creencia popular, no suele ocurrir durante el sueño REM, la etapa del sueño en la que las personas sueñan más y no, tampoco tiene que ver con pesadillas.

Los episodios de sonambulismo también pueden variar en duración. Mientras que algunos solo duran unos 30 segundos, otros pueden durar hasta 30 minutos.

Comportamientos típicos del sonambulismo

Por definición, los sonámbulos tienden a caminar mientras duermen. Pero eso no es lo único que hacen. Además de sus paseos de medianoche -algunos sin sentido-, los sonámbulos, que nunca recuerdan sus paseos nocturnos, también pueden:

  • Hablar mientras duermen
  • Sentarse en la cama y realizar movimientos repetidos, como frotarse los ojos.
  • Hacer cosas extrañas o inusuales, como orinar en un armario.
  • Gritar
  • Tampoco es raro que los sonámbulos entren en la cocina y comiencen a comer

Al igual que los sonámbulos, los durmientes a menudo no recuerdan su comportamiento una vez que se despiertan por la mañana. Lo que puede provocar un aumento de peso no deseado, por ejemplo. Según la Asociación Estadounidense del Sueño, los durmientes podrían estar en riesgo de lesionarse o envenenarse, ya que podrían intentar comer o beber productos que no son alimentos.

Los peligros del sonambulismo

Siempre que no sea causado por una condición médica subyacente, el sonambulismo en sí mismo no es dañino. Pero un sonámbulo que no es consciente de su entorno podría correr el riesgo de lastimarse o dañar a otras personas.

Aunque los sonámbulos no tienen idea de lo que están haciendo, su comportamiento a veces puede volverse peligroso. De hecho, un estudio sugiere que el sonambulismo es una de las principales causas de autolesiones relacionadas con el sueño. A veces, los sonámbulos pueden salir de la casa, salir por las ventanas o incluso subirse al coche y comenzar a conducir.

Dicho estudio también encontró que el sonambulismo es una de las principales causas de violencia relacionada con el sueño. En parte, eso se debe a que intentar despertar a una persona que camina sonámbula puede hacer que se sienta aturdida y desorientada.

Cómo ayudar a un sonámbulo

Configura una alarma improvisada. Coloca una campana en la puerta del dormitorio del sonámbulo que sonará si la abre. Puede que no lo despiertes, pero probablemente te despertará a ti para que podáis ir a ayudarle.

Mantén las ventanas y puertas cerrada con llave. Cualquier cosa que dificulte que el sonámbulo salga afuera y tenga un accidente es una buena opción.

Mantén los objetos peligrosos fuera de su alcance. Coloca objetos afilados como cuchillos o tijeras en el interior de cajones bien cerrados y escondidos.

Elimina el desorden. Los zapatos, juguetes y otros artículos que normalmente terminan en el suelo son peligros de tropiezo para los sonámbulos.

Esconde las llaves del coche. Si crees que tu familiar sonámbulo podría intentar conducir, guarda las llaves del coche en un lugar seguro para que no se las pueda llevar.

Precauciones adicionales para los niños. Si tu hijo es propenso al sonambulismo, no lo dejes dormir en una litera, donde es más probable que se caiga y se haga daño. Si duerme arriba, instala una puerta para bebés en la parte superior de los escalones para evitar que se caiga.

Y ojo, ¿qué es lo más importante de todo para recordar? No intentes despertar a un sonámbulo. Tratar de despertar a un sonámbulo podría asustarlo y hacer que viva peligrosos capítulos de pánico.

En este otro artículo hablamos de cómo controlar los ronquidos gracias a una dieta saludable.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *